¿PUEDE UN SACERDOTE DEJAR DE SER SACERDOTE? LA SECULARIZACIÓN
09/03/2022

En el mundo se calcula que hasta unos 100.000 sacerdotes han colgado la sotana, ya sea por crisis de fe o para poder casarse, la secularización es un hecho en la Iglesia. En España por ejemplo existen hasta 6.000 curas en esta situación. ¿Pero es cierto que un sacerdote puede dejar de ser sacerdote sin más? En este video te lo contamos.

Según el Catecismo de la Iglesia Católica, “un sujeto válidamente ordenado, puede ciertamente ser liberado de las obligaciones y las funciones vinculadas a la ordenación, pero no puede convertirse de nuevo en laico, porque el carácter impreso por la ordenación es para siempre”.

Es por eso, que el estatus eclesial del sacerdote secularizado presenta un problema teológico sacramental. Por una parte, la iglesia le prohíbe el ejercicio del sagrado ministerio, por otra, el sacramento del orden no se puede borrar. Por consiguiente, quien lo recibe seguirá siendo sacerdote. La intención de muchos sacerdotes al intentar la secularización es exclusivamente por obtener la dispensa del celibato pero formular esta petición es imposible, por lo tanto, necesariamente hay que solicitar la dispensa del celibato como la reducción al estado laical.

La crisis de las secularizaciones tuvo lugar tras el Concilio Vaticano II que terminó en 1965. Poco después se produjo la mala recepción de la Humana Vitae. Por esos años fueron cientos miles los sacerdotes, religiosos y religiosas que dejando su vocación se secularizaron con licencia de la Santa Sede o sin ella. Innumerables seminarios y noviciados se vaciaron bruscamente reduciéndose en número a una décima parte de lo que eran antes.

¡No te pierdas este interesante video al completo!

¿Te ha gustado este artículo?

Ayúdanos a seguir creando contenidos católicos

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículos relacionados